Todos los contenidos desde 1 Dólar al mes

Páginas vistas

martes, 7 de febrero de 2012

"Los platillos volantes no existen"

(Año 1947)
  1. “Señor: acaba de estrellarse en Nuevo Méjico una nave con características muy extrañas. Nuestros militares han capturado varias criaturas muertas de aquella nave. Tenían la cabeza enorme; los ojos no se quedaban atrás. Sin embargo, tenían una estatura muy pequeña”.
  2. “No te preocupes, Tom. Hace ya algunos años que venimos recopilando información sobre esas naves de la que hablas. No me extraña nada de que de ellas salgan tipos raros”.
  3. “Pero señor, ¿qué hacemos con los cuerpos?”.
  4. “Mándalos a nuestra base ultra secreta. Quiero que investigan absolutamente todo sobre ellos. Quizá, dentro de poco, pueda conversar con alguno de ellos e intercambiar tecnología para producir más dinero”.
  5. “¿Y cómo va a producir dinero, señor? ¿Qué tiene que ver el dinero aquí?”.
  6. “¿Para qué se originan las guerras? ¿Pareces tonto, o qué? Si poseemos tecnología de esas naves tan rápidas, podremos crear más autoatentados, con el fin de meternos en guerra con el país que nos interese”.
  7. “¡Ahh! Buena idea, señor. Por cierto, ¿a qué Institución le llevo toda la documentación sobre el incidente que le acabo de narrar? Se ha producido en Roswell”.
  8. “No hagas nada todavía, Tom. Pronto crearemos una Institución que se va a encargar sobre todos los casos sobre estos platillos volantes. Me gustó el nombre que le puso aquel hombre que los vio hace poco. Ese tal... Kenneth Arnold”.
  9. “¿Cómo se llamará esa Institución, señor? Tengo curiosidad”.
  10. “Tom... sabes que no me gusta nada que te entrometas en nuestros planes. Eres mi sirviente. Punto. De todas formas, te adelantaré algo: creo que haremos una especie de tapadera. Haremos como que esa Inteligencia se encarga de temas del Gobierno, aunque no será así. Algo así como... “Agencia Central de Inteligencia”.
  11. “Suena bien, señor...”.
  12. “No será tarea fácil. Hay muchos petardos investigando a estos platillos volantes”.
  13. “Lo sé, señor. Por cierto, ¿hago un comunicado oficial para advertir al mundo entero la existencia de vida extraterrestre inteligente? Creo que sería una noticia muy importante para la gente”.
  14. “Tom... ¿No te has enterado de nada?”.
  15. “¿De qué habla, señor?”.
  16. “Primero, háblame con más respeto. Segundo, parece que eres un poco tonto. No sé qué has aprendido hasta ahora. 
  17. Si la gente se enterase de todo esto, sabes perfectamente que ya no seríamos los número 1 del mundo. ¿Sabrías que si esta civilización posee métodos de cura contra nuestras enfermedades, se arruinaría todo el negocio que tenemos montado con la Medicina? Creo que no piensas.”
  18. “Es cierto, señor. No podemos permitir que la gente lo sepa. Sin embargo, hay un problema bastante importante. Algunos granjeros han visto cómo los militares han sacado los cuerpos del aparato. Han sido testigos”.
  19. “Llama a los de siempre y diles que vayan a las casas de esos granjeros de pacotilla. Si se ponen pesados, que los maten”.
  20. “¿Y a la gente en sí? La noticia va a salir en los periódicos”.
  21. “Fácil. Di que ha sido un simple globo que ha usado el Gobierno para experimentos. Esta gente cree todo”.
  22. “¿Y si preguntan por los platillos volantes?”.
  23. “Más fácil aún. Comunica a todos los militares del mundo que propaguen el siguiente mensaje: “los platillos volantes no existen” “.
  24. “Claro, señor. Manos a la obra”.
  25. “Así me gusta, Tom. Así me gusta”.

¡COMPARTE ESTE ARTÍCULO!